Epifanía / Memoria / El ratón erudito

Autor: Mauro Marino Jiménez

Epifanía

Cansado de premios y reconocimientos por su trabajo de creación, decidió recluirse en una esclarecedora lejanía. ¿Por qué estamos aquí?, se preguntó en interminables noches de insomnio. ¿Por qué el ser humano tiene la necesidad de crear sobre lo que le causa zozobra?

Esa noche, una voz le habló a su cabeza. No fue una respuesta, sino una pregunta que cambió su vida y le hizo producir hasta el último día: ¿crees que Dios puede crear algo que lo supere?

Memoria

Sentida por la ausencia de su novio en la ceremonia, cavó un foso profundo para enterrar su mal recuerdo.

Años después, los peritos solo encontraron un mechón de cabello, un puñado de cenizas y un anillo con iniciales delatoras.

El ratón erudito

La Biblioteca de Babel cerró sus puertas a los roedores. La medida fue limpia y escrupulosa. Solo quedó uno que, dolido por la soledad, comenzó a leer los libros antes de comerlos.

Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *